06
Noviembre
2017
|
15:17
Europe/Amsterdam

Toyota GAZOO Racing WEC: victoria en China

  • Cuarta victoria de la temporada para Toyota en el Campeonato del Mundo de Resistencia —World Endurance Championship (WEC)—.
  • La última cita del WEC 2017, el próximo 18 de noviembre en Bahréin, decidirá qué equipo suma más victorias en la temporada, Porsche o Toyota.

Toyota GAZOO Racing dominó las Seis Horas de Shanghái y se llevó la cuarta victoria de la temporada en el Campeonato Mundial de Resistencia —World Endurance Championship (WEC)— de la FIA 2017, en una jornada algo frustrante después de no poder sumar el segundo doblete consecutivo y de que se confirmasen los títulos de pilotos y constructores de Porsche.

Sébastien Buemi, Anthony Davidson y Kazuki Nakajima, en el TS050 HYBRID nº 8, se hicieron con la victoria por más de una vuelta de ventaja respecto a sus rivales más próximos, sumando la tercera victoria de Toyota en Shanghái, incluyendo además la vuelta rápida de la carrera.

Toyota iba camino de conseguir un doblete por segunda vez consecutiva en Shanghái pero un incidente a última hora, que dañó el TS050 HYBRID nº 7 de Mike Conway, Kamui Kobayashi y José María ‘Pechito’ López, lo impidió. Conway, Kobayashi y ‘Pechito’ López terminaron cuartos finalmente.

Con el resultado en China, Toyota encara la última carrera del WEC 2017, el 18 de noviembre en Bahréin, empatado a cuatro victorias con Porsche. Sin embargo, las batallas por los dos títulos se han acabado, ya que Porsche ha confirmado su condición de campeón mundial de pilotos y constructores en las Seis Horas de Shanghái.

En China, al empezar la prueba, ‘Pechito’ López mantuvo la primera posición tras salir en cabeza después de pole position que logró el TS050 HYBRID nº 7, mientras que Sébastien perdió una posición pero contraatacó para adelantar a los dos Porsche al poco. Con 26 vehículos sobre el asfalto, el tráfico es siempre un reto en el WEC, algo que comprobó de primera mano el propio ‘Pechito’ López cuando chocó con el LMP2 nº 26 al cabo de 30 minutos, lo que le hizo perder ocho segundos y caer al tercer puesto.

Posteriormente, el piloto argentino recuperó una plaza y, a punto de cumplirse la primera hora, cedió el TS050 HYBRID nº 7 a Kamui en la primera parada en boxes. A diferencia de sus compañeros, los pilotos del TS050 HYBRID nº 8 optaron por no cambiar los neumáticos tras esa primera parada, de modo que Sébastien retomó la carrera en primera posición.

Sin embargo, al cabo de dos horas, todos los vehículos de cabeza habían hecho su segunda para en boxes y Kamui se situó primero en el TS050 HYBRID nº 7, mientras que Anthony le seguía justo después con neumáticos nuevos en el TS050 HYBRID nº 8. Ambos abrieron una brecha considerable con el Porsche nº 2, mientras que el Porsche nº 1 les seguía una vuelta por detrás.

Anthony sacó el máximo partido de los neumáticos nuevos y adelantó a Kamui para hacerse con el liderazgo, y luego registró varias vueltas rápidas para ampliar su ventaja antes de un periodo de bandera amarilla, durante el cual los dos TS050 HYBRID aprovecharon para parar en boxes, y el TS050 HYBRID nº 7 cambió dos neumáticos y el piloto pasó a ser Mike.

Ambos TS050 HYBRID siguieron en cabeza hasta más allá del ecuador de la carrera y fueron en todo momento más rápidos que sus rivales. Kazuki dobló al Porsche nº 2, situado en tercera posición, cuando quedaban unas dos horas por disputarse, y los vehículos redujeron el ritmo para evitar riesgos innecesarios.

Cuando llegaron las últimas paradas en boxes, con menos de una hora para el final, Sébastien montó nuevos neumáticos en el TS050 HYBRID nº 8 mientras que ‘Pechito’ López soló repostó y se puso primero. Sin embargo, tras un contacto con el Porsche GT nº 91, la parte posterior izquierda del TS050 HYBRID nº 7 quedó dañada, lo que le costó 13 minutos en boxes.

Gracias a la rápida actuación de los mecánicos, pudo volver al asfalto y cruzó la línea de meta en cuarta posición, siete vueltas por detrás de los primeros. Sébastien certificó una victoria incontestable pero agridulce en una jornada en que la actuación del equipo habría merecido un primer y segundo puestos.

Hisatake Murata, Presidente del Toyota GAZOO Racing

“Ganar nuestra cuarta carrera de la temporada es una sensación realmente especial. Todo el equipo ha hecho un gran trabajo este fin de semana. Fuimos los más rápidos en todas las sesiones de entrenamientos, conseguimos la pole position y finalmente ganamos la carrera. Creo que nos merecíamos el primer y segundo puesto, y es una lástima el tiempo perdido prácticamente al final de la carrera por el contacto con un vehículo doblado. Enhorabuena a Porsche por ganar el Campeonato Mundial de pilotos y de constructores. Seguiremos luchando en la última carrera; queremos cerrar la temporada con otra victoria.”

TS050 HYBRID nº 7 (MIKE CONWAY, KAMUI KOBAYASHI, JOSÉ MARÍA ‘PECHITO’ LÓPEZ)

Carrera: 4º. 188 vueltas. 7 paradas en boxes. Parrilla: 1º. Vuelta rápida: 1 min 46,033 s

Mike Conway (TS050 HYBRID nº 7):

“Hoy no fue fácil gestionar los neumáticos, sobre todo en el segundo turno, pero aguantamos bien. Por desgracia perdimos el liderazgo en dos ocasiones por distintos incidentes. Podríamos haber conseguido las dos primeras posiciones para el equipo, pero no pudo ser. Enhorabuena al coche nº 8; merecían la victoria y hay que reconocérselo”.

Kamui Kobayashi (TS050 HYBRID nº 7)

“Fue sido una carrera muy desafortunada para nosotros. Teníamos un buen coche pero nos costó un poco gestionar los neumáticos. Aun así, nos las arreglamos para luchar por la victoria. No nos rendimos en ningún momento, pero lamentablemente la colisión hacia el final nos relegó a la cuarta plaza. En Bahréin haremos lo posible por mejorar”.

José María ‘Pechito’ López (TS050 HYBRID nº 7)

“En mi segundo turno tuve problemas con los neumáticos. Luego llegó el incidente con el coche GT. Fue culpa mía, desde luego, pero no es una situación fácil. Tomé la curva 13 por el interior; es el tipo de cosa que haces varias veces en cada Carrera sin ningún problema. Me volveré a ver el vídeo y aprenderé de esto para volver con más fuerza”.

TS050 HYBRID nº 8 (SÉBASTIEN BUEMI, ANTHONY DAVIDSON, KAZUKI NAKAJIMA)

Carrera: 1º. 195 vueltas. 6 paradas en boxes. Parrilla: 3º. Vuelta rápida: 1 min 45,892 s

Sébastien Buemi (TS050 HYBRID nº 8)

“Es un resultado sensacional para nuestro coche. Teníamos una gran batalla con nuestro coche hermano y fue una lástima no poder irnos con los dos primeros puestos. El equipo hizo un gran trabajo para recuperarnos después de algunas carreras complicadas con dos victorias seguidas. Espero que podamos luchar por una quinta victoria en Bahréin y acabar la temporada con más triunfos que Porsche. Por el momento, es hora de celebrar la victoria y luego disfrutar de la última batalla en Bahréin”.

Anthony Davidson (TS040 HYBRID nº 8)

“Es fantástico volver a conseguir una victoria después de haber pilotado realmente el coche, ¡no como en Fuji! Esta vez puedo celebrarlo de verdad. El coche iba como una seda. En la clasificatoria nos costó un poco más que al n.º 7, pero luego teníamos el mejor coche de la carrera. Quiero dar las gracias al equipo de nuestro coche, porque la estrategia fue acertada y las paradas en boxes, perfectas. Fue lo que nos catapultó a la victoria de hoy”.

Kazuki Nakajima (TS050 HYBRID nº 8)

“Muchas gracias al equipo por darnos un coche tan bueno, y bravo por el personal de boxes. Mis compañeros de equipo hicieron un gran trabajo, pero yo lo pasé muy mal en el coche, con el tráfico y el asfalto lleno de goma. Perdí algo de tiempo pero me las arreglé para seguir vivo, y teníamos velocidad para ganar con una vuelta de ventaja. Estoy contento con el resultado de la carrera, y ahora el objetivo es volver a ganar en Bahréin”.

 

 

Toyota GAZOO Racing. Toyota compitió por primera vez en el Campeonato Mundial de Resistencia —World Endurance Championship (WEC)— en 1983, e inició un largo periodo de participación en carreras de resistencia. Desde 1985, los vehículos Toyota han competido en 17 ediciones de las 24 Horas de Le Mans y han quedado segundos en cuatro ocasiones (1992, 1994, 1999 y 2013). Toyota empezó a participar en el nuevo WEC en 2012, combinando los conocimientos del Centro Técnico de Toyota , donde se desarrolla el sistema híbrido, con el apoyo y las instalaciones de Toyota Motorsport GmbH para el desarrollo del chasis. El equipo multinacional tiene su base en Colonia (Alemania) y cuenta con ingenieros del departamento de automovilismo y sistema híbrido, que vuelven a llevar la tecnología y los conocimientos al desarrollo de vehículos de carretera. Desde 2012, Toyota ha conseguido nueve pole positions y ha ganado 10 carreras, además de acabar en el podio en un total de 24 ocasiones. En 2014, el equipo ganó el Campeonato Mundial de Pilotos y el Campeonato Mundial de Fabricantes con el TS040 HYBRID, y un año más tarde Toyota celebraba sus 30 años desde la primera inscripción en Le Mans. Toyota Motorsport GmbH combina su papel en el proyecto del WEC con sus otras actividades, como el suministro de un motor del Campeonato Mundial de Rallys para la vuelta de Toyota a la categoría en 2017, así como los servicios de ingeniería y las actividades automovilísticas para clientes.

www.Toyota -motorsport.com / www.facebook.com/Toyota motorsport / @Toyota _Hybrid