10
Mayo
2011
|
00:00
Europe/Amsterdam

Toyota Motor Corporation anuncia sus resultados financieros de 2010

 

Toyota Motor Corporation anuncia sus resultados financieros de 2010

Toyota Motor Corporation (TMC) ha anunciado hoy los resultados financieros del ejercicio fiscal que finalizó el 31 de marzo de 2011.

Los ingresos netos consolidados del ejercicio fiscal que finalizó el 31 de marzo de 2011 ascendieron a 18.993 billones de yenes, lo que supone un incremento del 0,2 por ciento con respecto al año anterior. Los ingresos de explotación aumentaron de 147.500 millones de yenes a 468.200 millones de yenes, mientras que los beneficios antes de impuestos y la participación en el activo de empresas filiales sumaron 563.200 millones de yenes. Los ingresos netos* aumentaron de 209.400 millones de yenes a 408.100 millones de yenes.

Los ingresos de explotación crecieron 320.700 millones de yenes, principalmente como consecuencia del incremento considerable de las ventas de vehículos, sobre todo en mercados emergentes, y la reducción continua de costes, incluidas las actividades de análisis de valor realizadas en toda la empresa. Entre los factores de crecimiento, están los 490.000 millones de yenes atribuibles a las labores de marketing y los 180.000 millones de yenes derivados de las medidas de reducción de costes, mientras que los factores de descenso incluyen 110.000 millones de yenes debidos al impacto del gran terremoto en el este de Japón.

Las ventas consolidadas de vehículos del ejercicio fiscal ascendieron a 7.308.000 unidades, lo que supone un incremento de 71 000 unidades con respecto al año anterior.

En referencia a los resultados, Akio Toyoda, Presidente de TMC, comentó: "Hemos cerrado el ejercicio fiscal hasta el 31 de marzo de 2011 con unos ingresos de explotación superiores, de 468.200 millones de yenes, gracias a nuestra labor de marketing y a la reducción de costes, a pesar del impacto negativo de unos 100.000 millones de yenes del gran terremoto del este de Japón. Nuestro entorno de negocio ha seguido planteando dificultades, a causa de la apreciación del yen, entre otras cosas. No obstante, hemos conseguido mejorar aún más nuestra estructura de beneficios, gracias al apoyo de todos los grupos de interés, y en particular de nuestros clientes."

En Japón, las ventas ascendieron a 1.913.000 vehículos, lo que representa un descenso de 250.000 unidades en comparación con el año anterior. Los ingresos de explotación de las operaciones japonesas descendieron 137.200 millones de yenes, frente a unas pérdidas de 362.400 millones de yenes.

En Estados Unidos, las ventas de vehículos fueron de 2.031.000 unidades, lo que supone un descenso de 67.000 unidades con respecto al año anterior. Los ingresos de explotación se incrementaron en 254.100 millones de yenes, frente a 339.500 millones de yenes, incluidos 27.600 millones de yenes de pérdidas y ganancias de valoración en las permutas financieras de tipo de interés. Los ingresos de explotación, excluido el impacto de las pérdidas y ganancias de valoración en las permutas financieras de tipo de interés, aumentaron 257.800 millones de yenes, frente a 311.900 millones de yenes.

En Europa, las ventas de vehículos ascendieron a 796.000 unidades, es decir, un descenso de 62.000 unidades, mientras que los ingresos de explotación mejoraron en 46.100 millones de yenes, frente a 13.100 millones de yenes.

En Asia, las ventas de vehículos fueron de 1.255.000 unidades, lo que supone un incremento de 276.000 unidades, mientras que los ingresos de explotación aumentaron 109.400 millones de yenes, frente a 313.000 millones de yenes.

En Centroamérica y Sudamérica, Oceanía y África, las ventas de vehículos ascendieron a 1.319.000 unidades, lo que representa un aumento de 174.000 unidades, mientras que los ingresos de explotación se incrementaron 44.600 millones de yenes, frente a 160.100 millones de yenes.

En el segmento de servicios financieros, los ingresos de explotación aumentaron 111.300 millones de yenes, frente a los 358.200 millones de yenes del año anterior, incluidos 37.400 millones de yenes de pérdidas y ganancias de valoración en las permutas financieras de tipo de interés. Excluidas las pérdidas y ganancias de valoración, los ingresos de explotación aumentaron 104.900 millones de yenes, frente a 320.800 millones de yenes. El aumento se debió principalmente al incremento de beneficios como consecuencia de la reducción de gastos derivados de préstamos y pérdidas residuales, así como al mayor balance de préstamo, sobre todo en Estados Unidos.

TMC decidió no anunciar previsiones de ventas consolidadas de vehículos, ingresos netos y beneficios para el ejercicio fiscal que finaliza el 31 de marzo de 2012, puesto que hace falta más tiempo para realizar el examen de los planes de producción y ventas, a raíz del impacto del gran terremoto del este de Japón.

Asimismo, TMC anunció unos dividendos al cierre del ejercicio de 30 yenes por acción, que se propondrán en la junta general de accionistas de junio.



*Ingresos netos atribuibles a Toyota Motor Corporation
Toda la información financiera consolidada ha sido elaborada según los principios de contabilidad generalmente aceptados en Estados Unidos.